Día de cosecha y transplante

Hoy temprano estuvimos ocupándonos de nuestra pequeña huerta, les dejo algunas fotos en donde podrán apreciar la abundancia y la explosión de vida típica de primavera.

Amapolas y caléndulas
Habas

dsc_0551

Formas y colores

dsc_0556

dsc_0559

dsc_0554

Flores de mostaza, las abejas las aman!

dsc_0558

Mulch o acolchado

Aplicamos mulch en el suelo para los plantines de tomates recién transplantados, en verano esta técnica ayuda a evitar la evaporación de la humedad del suelo entre otros beneficios. Para este acolchado usé cáscaras de caña de tacuara que un vecino tiró luego de una limpieza.

dsc_0567

La naturaleza nos comparte su abundancia, cosechamos perejil, arvejas, habas, menta, radicheta, mostaza, frutilla y limón.

dsc_0571dsc_0574dsc_0579

Anuncios

El Apagón

081ef834de66d481f0ba7c9fa1ab9d13


Hoy en gran parte de Montevideo hubo un apagón por una falla eléctrica. Aproveché ese momento para experimentar vivir unas horas desconectada de los aparatos.

El silencio es lo primero que impresiona: ya no se escucha el motor de la heladera, ni la tele del vecino, ni el taladro de la obra de la esquina. Todo parece detenerse.

Sin luz no había internet, por lo cual salí de la computadora para realizar otras tareas. Recordé como era cuando era chica que no teníamos tantas distracciones, dentro de las casas hacíamos tareas simples como leer, ordenar, conversar, barrer, doblar ropa, y no había esa sensación que nos persigue ahora de “tener que terminar esto rápido para poder hacer aquello otro.”

 

Amo la tecnología, el internet y todas sus posibilidades, pero el apagón me hizo recordar la tranquilidad que se siente al tener menos opciones, menos distracciones. No hay ningún apuro, no me estoy perdiendo de nada en ningún lado.

Así como en la alimentación de vez en cuando hace bien ayunar, también me gustaría incorporar la práctica de ayunar de tecnología, aunque sea unas horas a la semana, y así ver que otros mundos posibles aparecen. Como si un artista que pinta hace años con los mismos colores de pronto se animara a cambiar de paleta, permitiéndose explorar otros universos.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Clasificación de residuos en Montevideo: mi investigación.

Como les contaba hace unos días, tuve la oportunidad de realizar la “Ruta de los residuos” de Montevideo, experiencia que me impactó profundamente.

Si yo creía que estaba siendo una buena ciudadana separando los residuos secos para reciclar, compostando lo orgánico y tirando sólo lo que no entrara en estas dos categorías, me di cuenta que estaba equivocada, aún falta más.

La realidad es que las plantas de clasificación no llegan a clasificar todo lo que uno cree que clasifican, por ejemplo, para muchos materiales no existen compradores o a las fábricas que existen no les interesa reciclar, ésto sucede con el Espuma plast (poliestireno expandido EPS), que además de todo es un material muy difícil de reciclar, motivo por el cual ciudades como New York decidieron prohibirlo.

Con respecto al vidrio, el mercado para el reciclaje de vidrio disminuyo fuertemente en Uruguay al cerrarse la única fábrica de vidrio en la década del 90. En el año 2008, abre una nueva planta de reciclaje de vidrio, que ha permitido desarrollar nuevamente el mercado pero de forma muy acotada.

DSC_0647.jpg
Volqueta con vidrio esperando comprador

También me sorprendió ver que las botellas de plástico se comprimen para reciclar con tapa, etiqueta y sin separar.

Todo entreverado

Y finalmente lo más importante, los residuos llegan contaminados por mala utilización de los ciudadanos desde el origen, mezclados con yerba, restos orgánicos, etc. Esto es un gran problema ya que estropea el papel, cartón y otros materiales reciclables. Según un informe del diario El País del 2015 solo el 40% de lo que llega a las plantas es reciclable.
La siguiente imagen la tomé en la planta de clasificación Géminis (25/06/2016), esta es una situación de todos los días.

DSC_0644.jpg

Como se puede ver es muy difícil para los trabajadores clasificar así, la mala separación de origen disminuye la salubridad del lugar y además perjudica sus salarios, ya que éste también depende de cuánto clasifiquen.
Muchos de los trabajadores lo hacían antes de manera irregular (en carritos, por ejemplo), y hoy en día tienen la oportunidad de trabajar bajo techo, con cobertura médica y aportes jubilatorios, aún así, por el problema de contaminación de residuos que mencioné anteriormente, y por otros intereses económicos, muchos han decidido volver a trabajar por su cuenta.

En la planta hay un mural realizado por los trabajadores junto a asistentes sociales, en el que expresaron algunos pensamientos a la población:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Una responsabilidad de todos.

Sin duda la buena disposición de residuos de una ciudad no se logra en 1 día, las plantas de clasificación tienen apenas 2 años, y hay mucha gente trabajando desde el Estado y los  Municipios para mejorar esta situación. Más allá de la falta de organización interna existente y la ausencia de compradores para algunos materiales, uno de los problemas principales es la falta de compromiso de la población que no conoce o no le interesa como disponer sus residuos de forma correcta.

Existe una creencia de que todo lo que sale de nuestra casa deja automáticamente de ser nuestro problema.

También hacen falta más campañas informativas en los medios, si queremos verdaderos cambios culturales, la información debe llegar a la gente día a día durante un prolongado lapso de tiempo.

Antes de reciclar existen muchos pasos.

No es la idea de esta entrada desalentar la clasificación en los hogares por las carencias del sistema, todo lo contrario. Posiblemente quienes estén leyendo esto ya clasifican de alguna forma, o los que no quizás digan “yo no clasifico porque no sé donde llevarlo después” y sí, ese también es un problema, pero depende de nosotros informarnos y hacer un esfuerzo por clasificar aunque el sistema aún no funcione bien del todo. Según la Ley de envases en todas las grandes áreas comerciales (supermercados) debería haber un contenedor de tapa naranja para envases. Si no lo hay se debe reclamar al encargado del lugar, o denunciar.

Por otro lado, creo que antes de clasificar, como dice Bea Johnson existen pasos previos:

  1.  REDUCIR lo que necesitamos. No hay que dejar de consumir, sino hacerlo con conciencia. Antes de adquirir un nuevo producto, conviene preguntarse si de verdad es necesario.
  2. RECHAZAR lo que no necesitamos y lo que no se puede reciclar. Bolsas de plástico, productos sobreempacados, sorbitos, cucharitas, vasos de plástico, agua embotellada, etc. No son necesarios ni sexys.
  3. REUTILIZAR antes de reciclar. Prolongar la vida del objeto: puede ser inventando un uso nuevo, o regalándolo, muchas personas necesitan frascos de vidrio, revistas, tapitas y botellas para realizar proyectos o artesanías.
  4. RECICLAR para ello los envases deben ir limpios y secos al contenedor.
  5. COMPOSTAR devolverle a la tierra lo que es suyo.
Y vos, ¿hacés alguna de estas cosas?
¿Como pensás que podría mejorar la gestión de residuos en la ciudad?
¿Tenés alguna duda sobre cómo reciclar? ¿o sobre que materiales son reciclables y cuáles no?
Comentá! de esta forma nos ayudamos entre todos.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Compostaje Urbano

 

Untitled-1-01.jpg

Todos los años aprovecho el barrido otoñal de la intendencia para conseguir hojas secas para mi compost.
El material seco es superimportante para que el compost se haga bien y sin olor. El compost debe tener un buen equilibrio Nitrógeno-Carbono. Por cada parte de Nitrógeno (restos de cocina, yerba, hojas verdes, estiércoles, etc) deben haber 2 o 3 partes de Carbono (hojas secas, papel, cartón, pasto seco, aserrín de madera no tratada, etc).
La mayoría de las personas desiste de hacer compost porque olvidan poner partes secas y el compost empieza a llenarse de moscas y oler mal.

Próximamente haré un post con más piques de cómo podés hacer compost en tu casa, y así obtener tu propia tierra para tu jardín o macetas. Te interesa?

Saludos y felíz otoño!